viernes, 27 de febrero de 2009

EL ABC de.....


ULTIMA PARTE DEL ABC...de la iluminación según Osho. Al que entro ahora, sepa que este post es el ultimo de una serie de 12 publicados aquí anteriormente.
Buena lectura
. Marcos.


XII, ALIENACIÓN

Si desarraigas un árbol, empezará a morirse: su verdor desaparecerá, el follaje no tardará en marchitarse y nunca más dará flores. La primavera llegará y pasará sin que el árbol se entere. Se ha alienado de la existencia. Ya no está arraigado en la tierra ni en relación con el sol, ni le queda ningún puente. Está rodeado de muros y todos los puentes están rotos.
Eso es lo que le ha sucedido al hombre moderno: es un árbol desarraigado. Ha olvidado cómo relacionarse con la existencia: cómo musitar a las nubes, los árboles o las montañas. Ha olvidado completamente el lenguaje del silencio... pues el lenguaje del silencio es el que tiende un puente entre tú y el universo que te rodea. El universo no conoce otro lenguaje. En el mundo hay tres mil lenguas; pero la existencia no conoce más lenguaje que el lenguaje del silencio.

Después de la segunda guerra mundial, un general inglés estaba hablando con un general alemán. El alemán estaba muy perplejo; dijo: “Teníamos el ejército mejor pertrechado del mundo, la mejor tecnología de guerra, el líder más grande que haya conocido la historia y los mejores generales; además de un ejército leal. ¿Cómo es que no logramos vencer?, ¿por qué? ¡Parece francamente imposible que hayamos sido derrotados! Es increíble; aunque ha sucedido, ¡sin embargo no acabamos de creérnoslo!
—Te has olvidado de una cosa –dijo sonriendo el general inglés–, nosotros solíamos rezar a Dios antes de cada batalla; ése es el secreto de nuestra victoria.
—¡Pero nosotros también teníamos por costumbre rezar a Dios cada mañana!– replicó el alemán.
—Sabemos que teníais la costumbre de rezar –exclamó el general inglés echándose a reír–, pero vosotros rezáis en alemán y nosotros en inglés, ¿y acaso os ha dicho alguien que Dios entienda el alemán?

Cada cual está convencido de que su lengua es la lengua de Dios. Los hindúes afirman que el sánscrito es la lengua sagrada, la lengua divina –deva vani–; Dios sólo entiende el sánscrito. Pero preguntad a los mahometanos: para ellos, Dios sólo entiende el árabe; de lo contrario, ¿por qué tendría que haber revelado el Corán en árabe? Y si preguntáis a los judíos, Dios sólo entiende el hebreo.
Dios no entiende ninguna lengua porque Dios significa la totalidad de la existencia. Dios sólo entiende el silencio, pero hemos olvidado el silencio. Y al olvidar el silencio, el arte de la meditación, nos hemos alienado.

6 comentarios:

cynthia dijo...

La fé.. la esperanza en nuestros corazones mueven montañas... con el silencio y la sabiduria podemos llegar a entendernos... sin lenguas a los ojos y solidarios.

besos muchos .

Zamora dijo...

sinpalabras...solo silencio
Un abrazo de los tuyos amigo guru.
namaste

roxana dijo...

El silencio, que necesario y a su vez es cierto está la totalidad en el. Hay tantas formas de comunicarse correctamente sin el lenguaje, con miradas, expresiones o silencios!
un gusto
Buen fin de semana
roxana

Miguel dijo...

http://pensamientosfluyendo.blogspot.com/

Persefone dijo...

Debo pasarme mas amenudo por aqui, tus post siempre dejan ese sabor a algo nuevo aprendido.

Hay algo para ti en mi blog. Pasate a por el cuando quieras.

Un abrazo.

Celia Rivera Gutierrez dijo...

Así es, el silencio nos da todo.
Muy buen blog.

Gracias por compartir